Hoy

Un programa ayudará a completar los estudios a menores de 50 familias en riesgo de pobreza de Badajoz

El programa pretende desarrollar un modelo de acción que incida en las dimensiones sociales, educativas, psicológicas y sanitarias de las familias.
El programa pretende desarrollar un modelo de acción que incida en las dimensiones sociales, educativas, psicológicas y sanitarias de las familias. / HOY
  • La Fundación La Caixa, la Junta de Extremadura y el ayuntamiento pacense tienen como objetivo que estos niños terminen sus estudios y acaben incorporándose al mercado laboral

Los menores de edad de cincuenta familias residentes en la margen derecha del Guadiana en Badajoz se beneficiarán del programa CaixaProinfancia, en el que además de la fundación de la entidad bancaria participan la Junta de Extremadura y el ayuntamiento pacense, y que como objetivo final persigue que estos niños terminen sus estudios y acaben incorporándose al mercado laboral.

Con este fin, se ha suscrito en Mérida un convenio que refleja el compromiso de las partes en el programa, para el que la Fundación La Caixa aporta 75.000 euros y las administraciones públicas su experiencia y sus plantillas de servicios sociales.

El convenio ha sido suscrito por el consejero de Sanidad y Políticas Sociales, José María Vergeles, el alcalde de Badajoz, Francisco Javier Fragoso; el director corporativo de Fundación Bancaria La Caixa, Marc Simón, y la directora territorial de CaixaBank en Extremadura y Castilla-La Mancha, María Jesús Catalá.

Vergeles ha explicado que el objeto de este programa es facilitar el desarrollo integral de los menores afectados por una situación de pobreza y vulnerabilidad social, así como incrementar sus oportunidades promoviendo la mejora de su situación y la de su familia y promocionando el desarrollo de las competencias y compromiso que les permitirá asumir con autonomía dicho proceso de mejora.

El programa pretende desarrollar un modelo de acción que incida en las dimensiones sociales, educativas, psicológicas y sanitarias de las familias que accedan al mismo. Se divide en diversos subprogramas como son refuerzo educativo, educación no formal y tiempo libre, apoyo educativo familiar, atención y terapia psicosocial y promoción de la salud.

Entre los requisitos que deben cumplir las familias beneficiarias, a las que se les exige la máxima implicación y compromiso con el programa, son tener al menos un menor con edades comprendidas entre los cero y los 18 años, residir en la zona de actuación, y no tener menores que estén bajo tutela de la Administración.

Las familias serán propuestas por una mesa de trabajo compuesta por un representantes de la entidad coordinadora; un trabajador social y un educador social que trabajen en la zona de actuación; un representante del centro de salud al que esté adscrito la familia propuesta; y un representante del centro educativo en el que cursen sus estudios los menores de la familia.

Los objetivos del programa, que será coordinado por la Fundación Atenea, son que los menores de las familias beneficiarias cumplan su ciclo formativo y terminen sus estudios y que acaben incorporándose al mercado laboral, alcanzado una autonomía económica.